Categoría: Noticias

0

Rocha acusa, “que ha existido una planificación presupuestaria deficiente de parte de la anterior administración, y que hoy mantiene en riesgo el funcionamiento administrativo de la municipalidad”. Señaló el alcalde, Juan Rocha, tras conferencia de prensa realizada hoy en el edificio consistorial, donde el edil realizó un balance del primer mes de gestión sobre la situación financiera e institucional de la Ilustre Municipalidad de Lanco. Un ejemplo de aquello, es que hoy se estaría perjudicando el pago de sueldos de los funcionarios de aquí a fin de año, con un déficit en 80 millones de pesos. Esta situación se complejiza aún más, debido a que desde el Departamento de Educación Municipal están requiriendo el traspaso de 250 millones de pesos extras. Cabe señalar que este no es el primer traspaso que se realiza a educación en lo que va del año, ya que hasta la fecha el municipio ha debido entregar a este departamento 310 millones de pesos. Por lo tanto, de los 100 millones contemplados en el inicio del ejercicio presupuestario se estarían pasando cerca 600 millones al finalizar este año. Otro antecedente que se suma a este complejo panorama, es que debido de malas gestiones, desde este mismo departamento de educación, existe una deuda de 236 millones que debe ser saneada a la brevedad con el Ministerio de Educación. Estamos hablando de rendiciones mal efectuadas entre el año 2013 y 2018. “Esta situación, nos mantiene amarrados y por ende, nos deja en un escenario muy complejo para realizar por ejemplo, un aporte de 80 millones al Departamento de Salud Municipal, de los 100 millones comprometidos en el presupuesto” enfatiza el alcalde. Para mitigar el impacto de este panorama, el alcalde, señaló que se ha activado un plan de contingencia que permita revertir esta compleja situación. Por lo que se ha conformado una comisión de ingresos municipales para definir diferentes líneas de acción, que permitan aumentar la recaudación. Una de esas acciones es la creación de la Unidad de Inspección que tendrá la finalidad de regularizar cobros impagos de patentes de empresas correspondientes a actividades económicas que no se han visto afectadas por la pandemia, derechos municipales, como áridos y multas, en torno a la tenencia responsable de mascotas, además de publicidad de empresas nacionales e instalación de antenas de grandes compañías, entre otros, lo que significa el ingreso de recursos frescos para la Municipalidad. Igualmente, se ha iniciado un plan en conjunto, entre la Dirección de Finanzas y los jefes municipales, para reducir los gastos al máximo, lo que, sin duda, tendrá impacto en las diferentes actividades que como administración estaban presupuestadas. Se han tenido extenuantes jornadas de trabajo con los servicios traspasados (Educación y Salud) para tomar acciones que permitan reducir la carga financiera que hacen hacia el presupuesto municipal, mejorando en gestión del presupuesto y la gestión de las deudas. “He tomado la decisión como Alcalde, de realizar mis gestiones con la mayor austeridad e iniciando una serie de gestiones con actores externos como otros municipios y entidades académicas para generar mediante estrategias colaborativas, el desarrollo de mis compromisos de gestión” indica Rocha. Agrega que sobre los procesos y procedimientos, se ha encontrado que hay un importante déficit en gestión interna, seguimiento de gestiones y compromisos con actores externos. Hay también, medidas disciplinarias inconclusas, tales como, sumarios de situaciones que ocurrieron en la gestión anterior y que deliberadamente se han postergado para traspasar la responsabilidad de las decisiones a la actual administración. También informar que en materia de proyectos, hay diferentes obras inconclusas: Planta de Tratamiento de Aguas Servidas de Malalhue, Posta de Puquiñe, Rukas, Camarines del Estadio, entre otras, en las que se ha visto la necesidad de realizar nuevas gestiones para sanear proyectos que nunca debieron haber pasado por esta situación. Finalmente, el alcalde manifiesta que con trabajo y con orden, esta es una situación que se puede revertir. “Siento la necesidad de transparentar ante la comunidad la institución que recibí y la que me toca dirigir desde el 28 de junio. A pesar del complejo escenario, quiero transmitirles que he convocado a todos los funcionarios municipales a sumarse a este nuevo proyecto y que podamos salir airosos, así como cumplir con los compromisos que hice con la ciudadanía y hoy me tiene en este cargo. Sabíamos de ante mano, que no sería fácil pero sepan que haremos todo lo humanamente posible para trabajar para que Lanco sea una comuna mejor de la que recibimos”.

Luego de la semana de vacaciones de invierno y los cambios en el...